miércoles, marzo 05, 2008

No nos lo perdonarán... Será definitivo...


Nunca he sido aficionado del Real Madrid precisamente (últimamente tampoco del Barça... más bien, me conformo con aguantar las penas de "mi" U.D. Salamanca), pero lo de que te inviten a ver un partido de la Champions League al Santiago Bernabeu hace que uno esté más feliz que un niño con zapatos nuevos...

Luego contaré qué tal ha sido la experiencia...

2 comentarios:

Rocio dijo...

Y del Malaga ya te has olvidado??

Jesús :: La Fase REM dijo...

De eso nada... De eso nada... jeje Encima que este año parece que por fin me va a dar una alegría, ascendiendo a Primera.. Por fin dejo de ser gafe!!! jeje